05 nov

En el artículo de hoy del blog de Tecnigrado queremos hablar de los diferentes métodos de transferencia de calor existentes y cómo se aplican al sistema de calefacción tanto en instalaciones domésticas como industriales.

Existen tres principales métodos de transferencia de calor en los sistemas de calefacción; conducción, convección y radiación.

Transferencia de calor por conducción

La transferencia de calor en sistemas de calefacción vía conducción necesita un medio para poder realizar dicha transferencia. Este material puede ser sólido, líquido o gas. Si la conducción se hace mediante sólidos, y la temperatura en una parte determinada del material aumenta por transferencia de calor, quiere decir que la energía interna en esa parte ha sido aumentada. Las moléculas presentes en esa parte del material están en vibración moviéndose de un lado para otro e interactuando con el medio y colisionando con moléculas próximas, transfiriendo esa energía al resto del cuerpo.

Como ejemplo tenemos los tubos de cobre en las instalaciones de calefacción. Este material es un buen conductor del calor, pero el calentar completamente el tubo sería imposible sin otro elemento esencial pudiendo ser líquido o gas.  Para líquido o gas la distancia entre las moléculas es mayor en comparación que con los sólidos, por ello, haciendo circular agua caliente por el interior del tubo de cobre.

Transferencia de calor por convección

La transferencia de calor en sistemas de calefacción por convección también necesita un medio para realizar la transferencia. La convección es el resultante del movimiento masivo de las moléculas del medio en un extremo de un cuerpo con la otra parte con una diferencia de temperatura entre los dos extremos de dicho cuerpo.

La convección solo ocurre en fluidos y se lleva a cabo mediante el agua que circula por el sistema. Siempre que tengamos convección tendremos un objeto o superficie sólidos en contacto con el líquido. En nuestra caldera se llevará a cabo una convección natural, ya que el movimiento del fluido es causado por fuerzas de flotabilidad que han sido inducidas por diferencia de densidades debido a la variación de temperatura.

Transferencia de calor por radiación

La transferencia de calor en sistemas de calefacción mediante radiación es el único método de los tres que no necesita o requiere un medio material. La radiación es una energía emitida por el material en forma de ondas electromagnéticas. La radiación térmica es una forma de radiación emitida por el cuerpo debido a la temperatura. Esta energía se emite a través de ondas electromagnéticas que pueden viajar a la velocidad de la luz, siendo el método más rápido. Podemos compararlo con los radiadores, cuya función es irradiar calor al ambiente.

De este modo, tenemos transferencia de calor en sistemas de calefacción por conducción (cobre), convección (agua) y radiación (energía). Esperamos que este breve artículo sobre los métodos de transferencia de calor existentes sirva de ayuda para comprender el funcionamiento de los sistemas de calefacción. Puedes realizar una consulta al equipo de Tecnigrado en cualquier momento y estaremos encantados de atenderte.

Comparte